¿Por qué deberías usar aceite de coco para tu cabello?

Hoy en el blog de Essabó queremos hablar un poco más del primer ingrediente de la composición de nuestro espectacular champú sólido, y más adelante os hablaremos del resto de nuestra fórmula para que podáis conocer todas sus virtudes.

Seguro que cuando te contemos todas sus bondades decidirás dar el paso para usar un champú más respetuoso con el medio ambiente, más ecológico y saludable para ti.

Eso sí, te recomendamos que leas nuestro artículo sobre cómo hacer la transición a un champú ecológico para que sepas cómo hacer una correcta operación détox en tu cabello y su uso sea tan placentero como lo es para nosotros.

El aceite de coco

¿Qué podemos decir de este sensacional aceite? Pues que es el mejor producto para el cabello sin duda alguna.

Por eso en Essabó, en vez de usar otros aceites más económicos, optamos por el mejor para tu cabello.

¿Por qué es tan afín con nuestra fibra capilar?

El aceite de coco está formado, prácticamente en su totalidad, por ácidos grasos saturados, como el ácido láurico, caprílico, caproico y cáprico, ácidos grasos de cadena media que forman parte del aceite de coco hasta en un 70%.

Y son estos ácidos grasos de cadena media (conocidos como MCT) los que le otorgan unas cualidades fascinantes al aceite de coco, como la de ser un aceite soluble en agua.

Pero no solo eso, uno de estos ácidos grasos es el ácido láurico, que se encuentra en altas proporciones en el aceite de coco, tiene una alta afinidad por las proteínas y es una gran protección frente a virus, bacterias y protozoos.

Por ejemplo, se ha demostrado tan efectivo como la clorhexidina para combatir el Streptococcus mutans, el principal causante de la caries. Si nos referimos a las dolencias dérmicas, el aceite de coco ha demostrado una actividad antimicrobiana efectiva para combatir el Staphylococcus epidermis y la Escherichia coli, dos de los microorganismos más comunes en las pieles con afecciones como la dermatitis atópica o el eccema.

Además de esto, el aceite de coco tiene un bajo peso molecular, por lo que penetra con facilidad en la fibra capilar.

Os hemos dicho que el aceite de coco tiene una gran afinidad por las proteínas, y una de esas proteínas es la queratina que no solo recubre la fibra capilar como si fuera una funda, sino que forma parte del folículo piloso, por lo que su presencia es vital para el cabello.

Se sabe que con el paso del tiempo y la edad la acción de estas proteínas se ralentiza y como consecuencia de ello tenemos pérdida de cabello, falta de brillo y fragilidad.

La mayoría de los productos capilares que afirman reforzar la fibra capilar están elaborados a base de aceites minerales y parafinas, que si bien no aportan grasa al cuero cabelludo, su falta de compatibilidad con la estructura de nuestro cabello (ya que son hidrocarburos) hace que su penetración en nuestra fibra capilar sea nula, por lo que su acción no es más que una ‘operación de maquillaje’, ya que en nuestro interior la fibra capilar continúa igual.

Sin embargo, el aceite de coco tiene la capacidad de penetrar la fibra capilar y ayuda no solo a reestructurar el cabello, sino que fortalece el folículo piloso, siendo una ayuda más que eficaz para frenar la caída del cabello y para fortalecerlo desde la raíz.

Entenderéis ahora por qué está en el primer lugar del INCI de nuestro champú.

Así que si quieres una receta infalible para tener un cabello de 10 toma nota. Lo primero que haremos es humedecer con agua caliente el cabello. Lo escurrimos con una toalla y aplicamos aceite templado de coco en el cabello, incidiendo en la zona del cuero cabelludo, sobre todo si sufres de psoriasis, caspa o picores en el cuero cabelludo.

Para una melena por los hombros deberás usar entre tres y cuatro cucharadas soperas de aceite de coco templado (si es ecológico como el que usamos en nuestra fórmula, mucho mejor). Lo aplicamos gota a gota en el cuero cabelludo y masajeamos suavemente para que se distribuya por todo el cabello.

Luego volvemos a poner la toalla y esperamos, como mínimo, un par de horas. Si puedes tener la toalla puesta toda la noche mucho mejor.

Durante este tiempo, el aceite de coco penetrará en tu fibra capilar y la recompondrá.

Cuando hayas tenido el aceite el tiempo deseado solo tienes que ducharte y darte un par de lavadas con nuestro espectacular champú sólido para retirar el exceso de aceite.

Ahora disfruta de tu cabello como nuevo ¡cuéntanos cómo te queda!

Y eso que solo os hemos contado el primer ingrediente del Champú Essabó. Dentro de poco os hablaremos del resto ¡os va a enamorar!

4 Comments

  1. El aceite de coco es una maravilla para el pelo, hace tiempo que lo uso i es espectacular! Tengo alguna duda. Tengo el cabello blanco y me amarillea bastante en alguna zona. A veces me preocupa que los aceites del champú puedan contribuir de alguna manera (aunque vivo en una ciudad y soy consciente que la polución es la màxima responsable). Que opináis? Alguna recomendación para que el amarillo desaparezca? El cabello canoso por lo general es muy seco y vuestro champú, aunque contenga aceites muy nutritivos, lo recomendáis para cabellos grasos. No lo recomendáis para cabello seco? Gràcies, vuestros jabones son espléndidos!
    • Hola Carmen, en primer lugar agradecerte tu comentario. Aunque nuestro champú está bastante enriquecido con aceites y extractos, está formulado exclusivamente para pelos grasos y cortos. Actualmente estamos trabajando para desarrollar una gama de champús más amplia específica para cada tipo de cabello. Esperamos poder lanzarlos al mercado próximamente. Respecto a tu preocupación sobre los aceites del champú, puedes estar tranquila, no amarillean el cabello. Un saludo.
  2. Hola soy Fatima y me gustaría ponedme en contacto con ustedes quiero montar una tienda y quisiera conocer vuestro producto gracias
    • Hola Fátima, puedes ponerte directamente en contacto con nuestro departamento comercial a través del siguiente correo: comercial@jabonesbeltran.com Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • No hay productos en el carrito.