Piel masculina, ¿cómo cuidarla adecuadamente?

Siempre se ha pensado que la piel masculina es más fuerte que la femenina y no precisa cuidados, pero nada más lejos de la realidad. Hoy en le blog de Essabó te contamos cómo mimarla para tenerla sana y bonita ¡que no todo es presumir!

Si bien es cierto que la piel de los hombres es entre un 20 y un 25% más gruesa que la de las mujeres y contiene más colágeno y elastina que la femenina, además de ser más resistente, no es menos ciertos que se ve sometida a constantes agresiones por el afeitado, que dispara la penetración cutánea hasta el 10%, cuando lo normal es una tasa de absorción media inferior al 5%.

Y eso con un afeitado perfecto en el que no se aprecien cortes ni rojeces en el estrato corneo.

Además de ser más gruesa, la piel masculina produce mayor secreción de sebo, por lo que tiene más tendencia a tener acné y más impurezas que la femenina.

El principal aceite que hemos usado en Essabó para elaborar este rico jabón de afeitar (que se puede usar como champú y jabón corporal) es el de coco que, como ya os hemos comentado en otros post del blog: “El aceite de coco está compuesto en casi un 45% de ácido láurico, un ácido graso de cadena media que se ha demostrado un potente agente anti acné, por sus propiedades antiinflamatorias y terapéuticas contra la bacteria Propionibacteium acnés, causante del acné, pero también del Staphylococcus aureus y del Staphilococcus epidermis, demostrando una acción de crecimiento de estas bacterias 15 veces menor que el peróxido de benzoílo, uno de los ingredientes más comunes de las crema anti acné y, por tanto, un mayor efecto antimicrobiano que este compuesto”.

Pero no solo eso. Si la permeabilidad cutánea se incrementa con el afeitado ¿no sería lógico usar productos que no contengan tóxicos? Es, pues, de vital importancia utilizar productos ecológicos, como nuestro jabón Essabó especial para hombres, elaborado con los mejores ingredientes y apto hasta para las pieles más sensibles.

 

Ahora vamos a contarte cómo es el afeitado perfecto ¡toma nota!

 

1.- Lo primero que necesitas es abrir el poro y reblandecer la barba. Si tienes el vello muy duro, puedes usar un aceite facial para reblandecer el pelo, con seis o siete gotas será suficiente. Si tu piel es grasa puedes usar aceite de jojoba o de coco, si tiene acné, mientras que si tu piel es seca, el argán es perfecto. Para las pieles sensibles el aceite de albaricoque es una pequeña maravilla.

Después de aplicar el aceite, déjalo actuar unos minutos.

 

2.- Tanto si te aplicas el aceite como si no, el siguiente paso es el que va a marcar la diferencia: usa una toalla caliente en el rostro, como se hacía en las antiguas barberías.

Puedes utilizar una de tocador y sumergirla en agua muy caliente, después la escurres y la aplicas en el rostro cuando esté calentita-templada. Se tiene que notar el calor, pero ni mucho menos has de sentir quemazón, déjala actuar unos minutos.

Aunque vayas con prisas, un afeitado de menos de 15 minutos es exponer la piel a daños que se pueden cronificar, así que si quieres un afeitado de 10 ¡mima tu piel!

3.- Una vez tenemos la barba blandita cogemos el jabón de Essabó y lo aplicamos con una brocha por la barba hasta que quede totalmente cubierta.

Todos estos pasos no servirán de nada si a la hora de afeitarte tienes una cuchilla gastada, ya que tendrás que dar muchas pasadas y dañarás la piel.

Lo ideal es utilizar una maquinilla de las de toda la vida. No solo porque las desechables de plástico estarán 500 años en el medio ambiente ¡cinco siglos! Sino porque las maquinillas con cuchillas reemplazables te ofrecen un afeitado mucho más apurado con menos esfuerzo y suponen un importante ahorro económico.

A la hora de afeitarnos lo mejor es hacerlo en el sentido del vello, ya que si lo hacemos a contrapelo el rasurado es mayor, pero podemos romper los capilares onteniendo un rostro lleno de puntitos rojos y una piel con múltiples abrasiones.

 

4.- Después de afeitarte enjuaga de nuevo tu toalla con agua templada y pásala por el rostro dando suaves toques ¡nunca arrastrando!

Utiliza un after shave sin alcohol ecológico y ¡listo!

¡Ah! Y si eres de los que se deja barba, puedes leer todos nuestros consejos en este post del blog de Essabó.

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    • No hay productos en el carrito.